Preparación física en Fórmula 1 | Qué saber antes

COMPARTIR TWITTEAR

¿Nunca has querido saber por qué la Fórmula 1 es uno de los deportes más duros del planeta? Debido a los grandes fuerzas y esfuerzos que sufren los pilotos cuando están dentro del coche, en movimiento, además de las altas temperaturas que se alcanza en el interior del cockpit. Todo ello hace que los pilotos tengan que estar preparados para casi cualquier circunstancia.

Ser un piloto de Fórmula 1 no es nada fácil, no sólo porque es muy difícil llegar a serlo sino porque además necesitan tener una preparación física envidiable. Llevar un bólido de esta categoría no es subirse al coche y conducir. Lo podemos comparar con las diferentes categorías del automovilismo y veremos que los que más en forma están son los pilotos de Fórmula 1.

La primera vez que un piloto se sube a un monoplaza de Fórmula 1, después de un par de vueltas es cuando empieza a sentir las deficiencias físicas. El reducido diámetro del volante hace más complicado girar (menor palanca) para dar las curvas; el asiento, que es de fibra de carbono, apenas tiene espuma para contrarrestar su dureza, lo que unido a la gran rigidez del chasis provoca que cualquier vibración se transmita a la columna del piloto. Esto provocan pequeños pero continuos traumatismos que no pueden ser amortiguados por los glúteos (debido a la posición de conducción como nos explica en este vídeo Nico Rosberg).

Fernando Alonso durante unas jornadas de entrenamiento con Ferrari

Además, la fuerza centrífuga que sufre el cuerpo de un piloto hacia el exterior de una curva y que a velocidades de 300 km/h alcanza el valor de 5G (también se puede alcanzar durante las frenadas), influye sobre todo en la cabeza, que es la única parte del cuerpo que no se encuentra sujeta. Si suponemos que el peso de la cabeza y el casco son alrededor de 6 kg, el piloto en una curva tendrá que soportar fuerzas de 30 kg y debe hacerlo con los músculos del cuello y de la espalda únicamente.

También, no son sólo las fuerzas que sufren los pilotos durante la conducción, sino que por ejemplo, para frenar un coche de estas características que rueda a más de 300 km/h es necesario aplicar una fuerza sobre el pedal de freno de más de 80 kg, ya que la down force que ejerce la aerodinámica hace que el coche pese 2 toneladas (el coche parado pesa 625kg, incluido el piloto).

Todo esto, unido a las altas temperaturas que se alcanzan en el cockpit (habitáculo de un monoplaza) hacen que los pilotos pierdan del orden de 2 a 3 kg por carrera (hay pilotos que han corrido enfermos y han llegado a perder 7 kg durante una carrera). Si os habéis dado cuenta, siempre se pesan después de cada calificación y carrera.

Chequeo de cuerpo y mente

El programa de fitness de los pilotos está basado en la definición de un perfil que combine el factor humano con las habilidades atléticas. Cada uno responde de manera diferente a entrenamientos y terapias por lo que hay que encontrar la mejor fórmula posible.

  • Primeramente, los pilotos son sometidos a un chequeo completo, incluyendo intolerancias alimenticias y test de personalidad.
  • Después se establece un programa de entrenamiento que combine actividades dentro y fuera (ciclismo, natación…).
  • Estas actividades son respaldadas con una dieta personalizada.
  • Además los pilotos aprenden técnicas de relajación y concentración.

Lewis Hamilton durante la grabación de un anuncio de Rebook

Todas estas etapas tienen que estar bien planeadas para que se puedan cubrir el estricto calendario de un piloto de Fórmula 1, lleno de carreras, test, eventos con patrocinadores, etc. Normalmente durante la temporada de carreras este entrenamiento está centrado en mantener la forma física, y cuando más “caña” se suele dar al cuerpo es durante el invierno que se pueden hacer tandas de entrenamiento de varios días e incluso semanas.

Si queréis saber más acerca de la preparación física de los pilotos, estar atentos a los próximos días que os hablaremos del entrenamiento y de la dieta que siguen estos fantásticos deportistas.

    COMPARTIR TWITTEAR

    2 comentarios

    ¿Algo que decir? ¡Deja tu huella!

    ¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

    follow us in feedly

    Nuestros blogs