Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

El agua como vía para perder grasa

Gota de aceite en agua

Todos sabemos que el agua es esencial para la vida, y ya ni que decir tiene para el deporte, ya que sin ella sería imposible realizar muchas funciones básicas y una mínima variable de la concentración de la misma en nuestro cuerpo tiene repercusiones muy importantes. Y es que el agua nos aporta más de lo que podríamos imaginar, como es el tema que nos trae hoy aquí, es decir, utilizar el agua como vía o herramienta para la pérdida de grasa.

Por supuesto, la ingesta de grasa se debe a la alimentación, por lo que la modificación de nuestros hábitos alimenticios son básicos a la hora de modificar su concentración en nuestro cuerpo, pero no solo encontramos esta variable, ya que si descuidamos la cantidad de agua que bebemos es posible que no se queme la cantidad de grasa necesaria, por lo que vamos a ver en qué interviene el agua con respecto a lo que la pérdida de grasa se refiere.

  • Lo primero y más esencial es que el agua ayuda a sentirnos llenos y acelera el metabolismo, por lo que si bebemos la cantidad necesaria tendremos menos sensación de hambre e ingeriremos menos calorías que si bebemos poco agua.

  • Si no bebemos el suficiente agua, los riñones, como es normal, no tendrán un funcionamiento óptimo, por lo que entra en juego el hígado a la hora de eliminar las toxinas de nuestro cuerpo, viéndose así afectado el metabolismo de las grasas.

  • A la hora de hacer deporte necesitamos una buena cantidad de agua en nuestro sistema, ya que se necesita a la hora de metabolizar el glucógeno. Si esto no sucede nos pueden dar calambres, mareos, etc., por lo que se interrumpe la actividad física y por tanto también la metabolización de las grasas.

  • Si nuestro cuerpo no recibe la cantidad necesaria de agua, tiene a retener todos los líquidos posibles, por lo que se pueden dar episodios de hinchazón de ciertas zonas de nuestro cuerpo, aumentando también la pesadez y el cansancio, por lo que el desánimo y la pérdida de motivación caen a la hora de conseguir nuestro objetivo.

Como podemos ver, el agua es aún más esencial y nos aporta muchos más beneficios de los que parece, por lo que nunca nos podemos quedar cortos a la hora de beber, ya sea haciendo o no ejercicio. ¡Cuéntanos tus experiencias!

Última actualización: 16 de March, 2014

José Enrique Vacas

Foto José Enrique Vacas

Cordobés, licenciado en Ciencias Ambientales y estudiante continuo del medio. Aficionado al deporte desde que me conozco, interesado en innumerables temas y abierto siempre a nuevas experiencias. Siempre hay algún sitio por donde viajar y aprender.

Sigue leyendo