Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Hacer pesas también puede ser útil para adelgazar

Hay mucha gente que piensa que el ejercicio aeróbico, con intensidades bajas o medias durante periodos prolongados, es la única forma de perder peso.

Además, también es una creencia extendida el pensar que si se va al gimnasio a hacer pesas, se ganará peso sin remedio. Esto último quizá sea más común en el género femenino, que huye de los ejercicios que impliquen levantamientos de pesas pensando que con ellos acabarán estando demasiado grandes y masculinas.

Sin embargo, ¿es esto cierto?

pesas adelgazar

La realidad es que, eligiendo bien los pesos y los ejercicios, al mismo tiempo que complementamos el ejercicio con una alimentación adecuada para nuestros objetivos, hacer pesas puede ser una opción muy buena para adelgazar y tonificar, tanto para hombres como para mujeres.

En el caso de las mujeres, ya hemos comentado en alguna ocasión los beneficios de trabajar el cuerpo completo, lo que evita problemas de descolgamientos en zonas no trabajadas, como puedan ser los brazos, pero además veremos cómo el levantamiento de pesas puede ser útil para muchos más objetivos, y que adaptando ejercicio y alimentación podemos ganar masa muscular, adelgazar o tonificar dependiendo de las pautas que sigamos.

Perdiendo grasa

Con ejercicios de levantamiento de pesas podemos consumir una buena cantidad de calorías, especialmente en personas con altos porcentajes grasos.

En muchos casos, puede ser mucho más recomendable que el propio ejercicio aeróbico, contando los efectos que tiene tanto durante la realización del entrenamiento como en el tiempo que pasa después.

El ejercicio aeróbico utiliza glucógeno para obtener energía, y con las pesas conseguimos agotar rápidamente esos depósitos, utilizando las reservas más rápidamente, y llevando al cuerpo a un déficit calórico con más facilidad, lo que nos permitirá adelgazar.

pesas

La combinación de ejercicio aeróbico con anaeróbico (levantamiento de pesas en este caso) en la misma sesión puede ser muy efectiva para perder grasa, para lo que podemos valernos de entrenamientos en circuitos.

Con este objetivo, no levantaremos pesos excesivos, y lo haremos a una velocidad media, con un ritmo controlado. Entre grupos musculares, puede ser conveniente introducir alguna actividad aeróbica de corta duración, como puede ser saltar a la comba o multisaltos.

Además del gasto calórico de la propia sesión de entrenamiento, el levantamiento de pesas prolonga la quema de calorías durante más tiempo que el aeróbico.

Esto es debido a que con el ejercicio aeróbico el metabolismo se acelera durante unas horas, pero con el anaeróbico este hecho se prolonga durante varios días.

El cuerpo va a estar consumiendo recursos durante más tiempo, incluyendo alimentos ingeridos, para recuperar los tejidos que has roto entrenando, lo cual es más costoso que recuperar simplemente el esfuerzo de salir a correr, por ejemplo.

Por ello, como he dicho, lo ideal es combinarlos, ya sea en el mismo entrenamiento o por separado.

En caso de hacerlos uno detrás de otro, es preferible que el anaeróbico vaya primero, ya que no tendrá un impacto negativo sobre el aeróbico, lo que sí podría ocurrir en caso contrario (según el entrenamiento), aunque esto no incluye los calentamientos.

Última actualización: 13/12/2013 a las 10:00

Pablo Pérez Grau

Foto Pablo Pérez Grau

Arquitecto recién licenciado. Amante del deporte en todas las formas posibles y casi obsesionado con la alimentación sana. Loco por la tecnología y por cualquier objeto trasteable.

Sigue leyendo