Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Consejos para ser un buen entrenador personal

Personal trainer El mundo deportivo engloba una gran cantidad de especializaciones y profesiones que hacen de éste un fenómeno multidisciplinar. La principal de ellas es el conocimiento de la actividad física y del deporte a través del entrenamiento deportivo, ya sea en el rendimiento o en la salud. Los entrenadores personales se encargan de guiar físicamente a la población para aumentar la calidad de vida de la misma, y favorecer al máximo a la sociedad. Sin embargo la intrusión laboral es evidente en este campo, por lo que por el bien de todos, tanto de la profesión como de los propios usuarios, es conveniente remarcar qué aspectos difieren de un buen entrenador personal.

Distinción

Muchos creen que apenas existe diferencia entre un monitor y un técnico con un especialista en educación física y deporte. Esto no es cierto, ya que cada uno tiene su rol dentro del mundo deportivo y se encarga de unas funciones diferentes. Los entrenadores personales son los encargados de ofrecer un servicio a la sociedad de mejora o mantenimiento de la condición física, asegurando los resultados y basándose siempre en estudios científicos revisados y comprobados. En definitiva, el entrenador personal se encargará de guiar a la persona a través de una metodología establecida por él mismo.

Por otro lado la diferencia fundamental que distingue a un buen entrenador personal es la evaluación previa y posterior al ciclo que entrenemos con esa persona. Nos ayudará a validar nuestro método y a ofrecerle una garantía al deportista, de tal manera que también verá las mejoras que se han producido y su progresión en todo momento.

Entrenamiento personalizado

Otro aspecto, quizá el básico y más importante de todo buen entrenador personal es la individualización. Se tienen en cuenta cada uno de los aspectos diferenciadores que esa persona posee, para adaptar nuestro entrenamiento lo mejor posible para esa persona. Con ello también se asegura la prevención de sufrir cualquier tipo de daño físico o fisiológico durante el mismo, ya que tendrá en cuenta cada una de sus características en todo momento.

Qué hace un buen entrenador

Estas son algunas de las premisas que un entrenador tiene conocer para desarrollar su profesión de la manera más eficaz y profesional posible:

  • Comunicación: el entrenador debe ser capaz de transmitir en todo momento una información clara y concisa para que el entrenado lo asimile. No es recomendable entrar en términos profesionales ya que una gran mayoría de la población lo desconoce. Igual que un médico debe explicar a la persona su patología de forma llana, el entrenador personal debe ser capaz de controlar este aspecto.

  • Formación continua: el mundo del entrenamiento se encuentra en constante cambio, como casi cualquier disciplina científica. Por ello un entrenador personal debe estar al día de los cambios que se producen en su profesión y renovarse constantemente. Estos cambios ayudarán a la mejora del entrenador y del usuario.

  • Vocación: quizá es una disciplina que requiere verdadera pasión por lo que haces. Un entrenador personal formado y con ansia de mejorar, hará que sea más valorado ya que los resultados obtenidos serán mejores. Debes creer en ti para que tus usuarios depositen toda la confianza en tus conocimientos.

  • Componente psicológico: la formación física debe ir siempre de la mano de lo psicológico. Entender al cliente es vital para destacar en tu trabajo, y así implicarte más con él para lograr unos objetivos establecidos.

Última actualización: 13 de diciembre, 2013

Javier Felipe López

Foto Javier Felipe López

Graduado en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte. Entrenador personal, preparador físico y miembro de la familia Difoosion. Creyente del ejercicio como medio para mejorar la calidad de vida. Consultas y planes de entrenamiento personalizados a través de javier.felipe@sportadictos.com

Sigue leyendo