Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Respirar correctamente es vital para proteger los pulmones

Respirar correctamente

Respirar es algo que hacemos de manera inconsciente desde que nacemos, pero el hecho de que normalmente lo hagamos sin reparar en ello no quiere decir que lo estemos haciendo bien. Respirar correctamente reduce el riesgo de infecciones pulmonares, y es que no sólo influye que lo hagamos con la nariz o con la boca, sino también influye en qué medida aprovechemos la capacidad pulmonar, e incluso qué comemos, al menos de cara a mantener los pulmones saludables.

Respirar con la boca, o con la nariz de manera superficial, por ejemplo, harán que los pulmones tengan que intensificar sus esfuerzos para funcionar, lo cual es perjudicial a largo plazo. Además, no aprovechar al máximo la capacidad pulmonar impide la correcta oxigenación de las células. En este artículo vamos a ver algunos hábitos que ayudarán a proteger nuestros pulmones, tanto por cómo respiramos como por la forma que tenemos de alimentarnos.

Cómo respirar y alimentarnos

Respiramos unas 20.000 veces al día, por lo que la diferencia entre hacerlo mal o bien puede ser importante con el tiempo. Como los cambios de temperatura perjudican a los pulmones, se debe inspirar lentamente por la nariz, de manera que las vías nasales filtren el aire y eviten que llegue con temperaturas extremas (demasiado bajas o altas). Para tirar el aire, en cambio, se suele recomendar que se haga siempre por la boca.

El hecho de inspirar por la nariz, además de suavizar la temperatura del aire antes de llegar a los pulmones, sirve para evitar que les lleguen impurezas, que pueden ir acumulándose y acabar produciendo infecciones respiratorias cuando se dan las condiciones para ello.

Vitamina C

Por otra parte, la alimentación también tiene algo que decir a este respecto. Las personas que siguen una dieta rica en vitaminas antioxidantes tienen menor probabilidad de desarrollar un trastorno respiratorio. A la vitamina C, por ejemplo, se le atribuyen desde hace tiempo propiedades por las que supuestamente podemos decir que es buena contra los resfriados. Aunque hay cierta controversia a este respecto y no podemos decir que la vitamina C impida que nos resfriemos, sí parece claro que acorta el tiempo de recuperación y alivia sus síntomas.

A la vitamina A se le atribuyen propiedades en cuanto a que refuerza las defensas y actúa sobre las membranas respiratorias, revitalizando las mucosas. Las zanahorias, la yema de huevo o el hígado la poseen. No hay que olvidar la vitamina E, que actúa como antioxidante de los pulmones y protege de los radicales libres a los glóbulos rojos y blancos.

Por todo esto, si todavía dudabas de su importancia para algo tan vital como los pulmones, debe quedar claro que tanto la respiración como la alimentación les afectan en gran medida. Como van a formar parte de nosotros durante toda la vida, más nos vale cuidarlos.

Última actualización: 1 de March, 2014

Pablo Pérez Grau

Foto Pablo Pérez Grau

Arquitecto recién licenciado. Amante del deporte en todas las formas posibles y casi obsesionado con la alimentación sana. Loco por la tecnología y por cualquier objeto trasteable.

Sigue leyendo