Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Cosas que deberías hacer desde ya para preparar el verano

Preparación física

La primavera acaba de empezar, y quizá te parezca precipitado hablar de verano, bikinis o bañadores, pero cualquiera que tenga un poco de idea sobre ejercicio sabrá que los resultados no llegan de un día para otro.

Yo he visto a mucha gente aparecer por el gimnasio justo al empezar junio (o incluso más tarde), pensando que así se pondrían en forma para la playa o la piscina, y evidentemente lo abandonaban enseguida al ver que era imposible.

Aunque personalmente no me gusta demasiado usar como motivación el estar mínimamente decentes para unos meses en concreto, quizá establecer este tipo de meta más clara sirva a muchos para dar los primeros pasos en el deporte y no parar después.

Si no es así, espero que por lo menos valga como llamada de atención para poder ir a la playa sin sufrir vergüenza.

Deportista en la playa

  • Márcate una meta: no es lo mismo que tu objetivo sea perder diez kilos o sea tonificar la musculatura. Una planificación nos permite ver si los objetivos marcados pueden adaptarse a la realidad teniendo en cuenta el tiempo del que disponemos, no teniendo sentido querer perder cinco kilos semanales, por ejemplo.

    Para perder peso es muy recomendable el ejercicio aeróbico, aunque no hay que olvidar que las pesas pueden jugar también un papel muy importante.

  • Hidratación: al margen de las mayores necesidades de agua del organismo al empezar o endurecer el ejercicio, beberla en cantidad suficiente se relaciona de forma directa con el estado de la piel.

    Coger este hábito ahora ayudará a llegar a verano con una piel brillante y en muy buen estado.

  • Cuidado con lo que comes: si la comida no era todo lo saludable que debería, es el momento de ir cambiando.

    En el gimnasio, muchos aprovechan estos meses previos al verano para ir sometiéndose a una dieta con déficit calórico que les permita eliminar la grasa que puedan tener para quedarse sólo con el músculo.

    Es el momento de introducir buenas proporciones de proteína y fibra, limitando los hidratos totales y manteniendo las grasas beneficiosas en la cantidad adecuada.

  • Añade 5 minutos al entrenamiento: es una forma de ir esforzándose cada vez un poco más, y sumando calorías, en varios meses salen bastantes.

    La motivación es muy importante, y un último esfuerzo cada día durante tanto tiempo puede hacer realmente la diferencia.

En definitiva, aunque no existan milagros y haya que cuidar ejercicio, alimentación y los pequeños detalles, la clave está en hacer las cosas con tiempo, con una planificación adecuada que nos permita cumplir nuestros objetivos en los plazos marcados.

Última actualización: 06/04/2014 a las 10:00

Pablo Pérez Grau

Foto Pablo Pérez Grau

Arquitecto recién licenciado. Amante del deporte en todas las formas posibles y casi obsesionado con la alimentación sana. Loco por la tecnología y por cualquier objeto trasteable.

Sigue leyendo