La bollería industrial y la comida rápida nos hacen menos felices

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Bollería

Ya sea para desayunar, merendar o para picar entre horas siempre tenemos varias opciones para comer, y sin duda a nadie le amarga un dulce, y es que comer productos de bollería es muy normal desde hace mucho tiempo, y claro, es más económico si es bollería industrial, la cual quizás sea una de las mayores amenazas de la alimentación actual junto con la comida rápida. Todos sabemos que no es una comida sana, pero, ¿conocemos sus efectos asociados?, vamos a verlo.

Según un estudio de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria y de la Universidad de Navarra, este tipo de alimentos pueden llegar a duplicar el riesgo de padecer depresión. Este trabajo de investigación, publicado por la revista Public Health Nutrition, indica que los consumidores tanto de comida rápida como de bollería industrial tienen el doble de riesgo de padecer depresión. En concreto, las posibilidades aumentan un 51% si se ingieren este tipo de alimentos.

El estudio se realizó a 9000 personas que no habían tenido historial de depresiones, y tras un proceso de estudio, que duró 6 años, casi 500 de ellas acabaron siendo diagnosticados de esta enfermedad. También se refleja en este estudio el grado de correlación entre la cantidad de este tipo de alimentos consumidos y el grado de depresión en la persona.

En el estudio también se refleja que las personas que consumen este tipo de alimentos con un contenido alto en grasas son más propensas a estar solteras, a ser menos activas y a tener un patrón dietético de peor calidad, con menos productos naturales y variados como pescados, verduras, frutas o aceite de oliva. Además, también de demuestra que son personas que acaban tomando unos estilos de vida menos saludables, como el sedentarismo o el tabaquismo.

Obviamente, todas las personas no son iguales, y hay personas que consumen estos alimentos y tienen un estilo de vida más activo, pero son los datos del estudio con una cantidad de personas bastante importante, la elección siempre depende de todos y cada uno de nosotros. Por supuesto, comer muy de vez en cuando bollería industrial o comida rápida casi no lo vamos a notar, pero el hábito es fatal.

Esto es aún más peligroso en niños, ya que este tipo de alimentos también conducen a la obesidad, y a todos sus problemas de salud asociados, por lo que debemos intentar eliminar este tipo de comidas en la medida de lo posible de su dieta. Para los adultos os damos datos, y convenceros así de tener una dieta un poco más sana.

Archivado en Bollería, Comida rápida, Depresión, Salud mental
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (11)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion