Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Hacer dieta, mejor en compañía

dieta en pareja

Cuando nos decidimos ha hacer dieta estamos generalmente convencidos de que vamos a conseguir bajar esos kilos que nos sobran, pero también es muy normal que lo acabemos dejando, ya que se nos puede hacer muy duro el régimen de comidas, las tentaciones son demasiado fuertes, y al final todo acaba en otro intento fallido más.

Es por esto que cuando decidimos hacer dieta es más que aconsejable que tengamos una ayuda extra, algo que nos haga seguir adelante, y en este caso, ese algo siempre es mejor que sea alguien, ya que muchas veces somos capaces de hacer las cosas no por nuestro beneficio, sino por el de otros, o bien, por el simple motivo de la competición, por lo que si estamos pensando en hacer dieta es muy favorable para nuestros objetivos que tengamos un compañero o compañera de “fatigas”.

Generalmente, cuando buscamos a este alguien que nos acompañe durante la dieta, suele ser alguien muy cercano, un compañero de piso, nuestra pareja o nuestra familia. Lo primero que debemos saber es que cuando se hace dieta en grupo, ya sean dos o más, todos tienen que estar convencidos de ello para evitar luego recaídas o abandonos en mitad del proceso. Como lo más común es hacer dieta en pareja, vamos a centrarnos en este aspecto a partir de ahora.

Pareja sana

Por supuesto, el hacer dieta en pareja supone que tengamos que hacer una revisión de nuestro estilo de vida, con especial mención a nuestra alimentación, y que cuando vayamos a hacer la compra se aumente el número de alimentos saludables como frutas, verduras, pescados o legumbres. También deberemos evitar la comida rápida y tener cuidado cuando salgamos fuera a comer. Otro punto importante es tener una regularidad de horarios y utilizar recetas caseras en las que pongamos en uso todos esos alimentos saludables que hemos comprado.

Este gesto de hacer dieta con nuestra pareja, o nuestra pareja con nosotros, según se vea, tiene beneficios en cuanto al refuerzo de nuestra confianza a la hora de seguir con el plan de la dieta, de no dejarlo, y en momentos de flaqueza, siempre tendremos ahí a la otra persona para empujarnos y ayudarnos, o nosotros a nuestra pareja, por supuesto. Esto no solo nos va a ayudar a mejorar nuestra nutrición, sino que este esfuerzo de conjunto va a ser un punto más de unión, una muestra de nuestros sentimientos con nuestra pareja, lo que va a mejorar nuestra relación o al menos reforzarla.

Para todo esto, nos tendremos que fijar unos plazos, ya que todos los planes tienen unos plazos de inicio y de fin, y las dietas, sobre todo las de adelgazamiento, tienen que tener un fin, para que cuando consigamos el objetivo, podamos seguir con una dieta de mantenimiento. Para ello, sería aconsejable que vayamos a un profesional que nos pueda ayudar a ambos, ya que todo el mundo no se comporta igual hacia los mismos alimentos, pero siempre podremos ayudarnos apoyándonos uno en el otro.

Última actualización: 29 de April, 2014

José Enrique Vacas

Foto José Enrique Vacas

Cordobés, licenciado en Ciencias Ambientales y estudiante continuo del medio. Aficionado al deporte desde que me conozco, interesado en innumerables temas y abierto siempre a nuevas experiencias. Siempre hay algún sitio por donde viajar y aprender.

Sigue leyendo