Dormir bien haciendo más ejercicio físico

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Chica en plena clase de Pilates

Lo creas o no, dando vueltas en la cama en medio de la noche no es una forma adecuada de hacer ejercicio físico. Pero los estudios sugieren que hacer tiempo para un entrenamiento real durante el día podría ser la clave para una mejor noche de sueño. El truco está en ser paciente: Según un estudio reciente, el ejercicio constante puede conducir a mejoras progresivas en el sueño, pero no de manera inmediata.

Pero, ¿por qué es importante?

Los beneficios del ejercicio regular son infinitos. Se reducen los niveles de estrés y ansiedad, así como el riesgo de padecer muchas enfermedades, y en general nos hará estar más felices. Los estudios sugieren que el ejercicio diario también puede mejorar la calidad del sueño. Y la mayoría de nosotros sabemos cerrar los ojos cada noche (generalmente por lo menos durante siete horas de media), pero es importante para la productividad, el estado de ánimo y la salud en general. Así que sudar durante el día servirá para aumentar la calidad del sueño. Sólo asegúrate de ducharte antes de meterte en la cama.

Un poco de investigación

Pero, si bien hay muchas maneras científicamente probadas para mejorar el tiempo transcurrido en la cama, los investigadores todavía están estudiando la relación entre el ejercicio y el sueño. En un estudio reciente, los científicos analizaron los efectos del ejercicio en las mujeres y los hombres sedentarios de 60 años que habían sido diagnosticados con insomnio. Los que participaron en una intervención de 16 semanas con ejercicios, consiguieron dormir más profundamente y durante más horas que los que no practicaron ejercicio.

Joven durmiendo

Pero los investigadores también notaron que el insomnio de los participantes sólo mejoró después de las 16 semanas de ejercicio, vamos que no lo hicieron tras las primeras 2 o 3 semanas. Por otro lado, cuando los voluntarios dormían mal, sus entrenamientos del día siguiente fueron significativamente más cortos.

Otros estudios han arrojado resultados un poco más optimistas. Algunos de ellos sugieren que cuando los pacientes de insomnio suman ejercicio moderado a su rutina diaria, experimentan menos ansiedad y duermen más durante la noche (más horas seguidas sin despertarse). Y otro estudio informó de que los atletas adolescentes registran mejores patrones de sueño y estaban más alerta durante el día que sus pares que se ejercitaron significativamente menos.

En el otro lado del espectro de edad y nivel de actividad, la investigación encontró que el ejercicio moderado ayudaba a mejorar los hábitos de sueño de las personas de edad avanzada, generalmente sedentarias.

Siempre os hemos dicho que tanto la actividad física como el sueño son determinantes para conseguir un buen estado de ánimo. Si tenemos que hacer actividad física diaria para dormir mejor, ¿a qué esperamos? Vamos a conseguir un doble beneficio haciendo únicamente un esfuerzo al día. Creo que son razones suficientes para salir a la calle y darnos una caminata que nos sentará genial, dando igual la edad que tengamos.

Archivado en Consejos, Descansar, Dormir, Estudios, Insomnio, Investigación, Sueño
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (6)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion