Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Sentadilla ski

Hacer ejercicio desde casa es una práctica cada vez más común, no solo porque en tiempos de crisis la gente prefiere muchas veces ahorrarse unos euros, sino porque también es más accesible a todo el mundo y además no tenemos que cumplir ningún tipo de horarios.

Uno de estos ejercicios, que además es uno de los que más nos exige al ejercitarnos, son las sentadillas.

En este caso, esta práctica conlleva una cierta técnica para evitar lesiones pero, como todo, hay varias versiones para poder realizar el ejercicio con un esfuerzo similar y siendo quizás más cómodo o fácil para el deportista.

Una de estas versiones para las sentadillas comunes son las sentadillas ski.

La sentadilla ski, es un híbrido de ejercicio clásico de potencia y un ejercicio isométrico.

Es aún poco conocido y es una verdadera pena, ya que es mucho más útil de lo que nos podamos llegar a esperar para trabajar desde casa, en especial para las personas que se inician a entrenar desde casa.

¿Cómo podemos hacer este tipo de sentadilla?

En esta versión, deberemos colocar la espalda apoyada totalmente en una pared o una superficie lisa, poniendo las rodillas a la altura de nuestros hombros y mirando siempre hacia delante.

Es muy aconsejable llevar en cuenta que la superficie sea lisa como sea posible, ya que nos vamos a deslizar sobre ella y sería muy molesto en otro caso, por lo que podemos utilizar o una pared lisa o una puerta que no se mueva.

Una vez en esta posición tendremos que descender hasta tener los muslos haciendo un ángulo recto con nuestro tronco.

Cuando conseguimos esta posición tendremos que aguantar la posición durante unos segundos, siendo de 20 a 60 el tiempo más recomendable, tras lo cual volveremos a nuestra posición inicial.

Si el ejercicio nos exige demasiado es aconsejable hacer descansos en la posición inicial, ya que es cuando menos se nos exige.

Una de las ventajas que tiene esta modalidad además de la posibilidad de descansar nuestra espalda en una superficie, es que podemos elegir el ángulo y la capacidad de trabajo que vamos a trabajar, además de la cantidad de tiempo que vamos a mantener la posición.

Si finalmente elegimos estar menos tiempo manteniendo la posición de esfuerzo, lo que podemos hacer es hacer varias repeticiones en la misma serie.

Última actualización: 22/04/2014 a las 23:30

José Enrique Vacas

Foto José Enrique Vacas

Cordobés, licenciado en Ciencias Ambientales y estudiante continuo del medio. Aficionado al deporte desde que me conozco, interesado en innumerables temas y abierto siempre a nuevas experiencias. Siempre hay algún sitio por donde viajar y aprender.

Sigue leyendo