Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Tomar el sol con cabeza tiene beneficios para la salud

Tomar sol beneficios

A día de hoy, son ya pocas las personas que no saben que tomar el sol sin medida y control puede tener consecuencias fatales. Aunque nos pueda gustar el bronceado, no es realmente un síntoma de salud, sino que la piel se oscurece para protegerse de la agresión que recibe de los rayos solares. Sin embargo, sí es posible obtener beneficios de todo esto sin poner en riesgo la salud, mejorando cosas como el ánimo, los huesos, la tensión o las defensas, pero hay que saber muy bien lo que se hace.

Si tomamos el sol a las horas adecuadas (evitando hacerlo entre las 12 y las 17 horas), durante un tiempo no excesivo, y con el fotoprotector adecuado, no tenemos por qué sufrir daños. Hay que usar crema solar incluso cuando esté nublado, pues los rayos UVA llegan igualmente. Además, los UVB pueden provocar cáncer, y los infrarrojos debilitan el colágeno y la elastina y envejecen la piel.

El sol, también necesario

A pesar de las consecuencias negativas que puede traer su abuso, el sol es necesario para el correcto funcionamiento del organismo, por lo que de exponernos a él en su justa medida y tomando las citadas precauciones podremos aprovechar los siguientes beneficios:

Control sol

  • Ayuda a combatir la osteoporosis: el organismo fabrica vitamina D cuando entra en contacto con los rayos solares, la cual es clave para la absorción del calcio, vital a su vez para los huesos. Con 15 minutos de sol tres veces por semana será suficiente.

  • Activa las defensas: una vez más, la vitamina D es la clave para ello, ya que según estudios de la Universidad de Copenhague, los linfocitos T necesitan de esta vitamina para cumplir su función.

  • Reduce el colesterol malo: los casos de enfermedades cardiovasculares disminuyen en los lugares con climas cálidos y, aunque esto tiene mucho que ver con la dieta, los rayos ultravioleta también influyen al influir en la metabolización del colesterol.

  • Ánimo y descanso: muchos estudios señalan que la luz del sol mejora el estado de ánimo, con aumentos en los niveles de serotonina. Además, ayuda a activarse de día haciendo descender la melatonina, de manera que los niveles de ésta vuelvan a subir por la noche ayudándote a relajarte.

Como he dicho, es muy importante protegerse adecuadamente, ya que no hace falta ni siquiera ponerse rojo para haberse quemado, y las consecuencias de abusar del sol pueden llegar a ser muy graves. Evitar los extremos suele ser muy útil para muchas cosas en la vida, y este caso no es una excepción.

Última actualización: 18 de May, 2014

Pablo Pérez Grau

Foto Pablo Pérez Grau

Arquitecto recién licenciado. Amante del deporte en todas las formas posibles y casi obsesionado con la alimentación sana. Loco por la tecnología y por cualquier objeto trasteable.

Sigue leyendo