Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Las claves principales para afrontar la fatiga

fatiga deporte Tener que abandonar el entrenamiento o la competición antes de tiempo es la peor sensación que puede experimentar un deportista. Cuando aparece la fatiga sentimos que no podemos hacer más contra ella, pero el truco no está en saber vencerla sino en saber prevenirla. Acostumbrando a nuestro cuerpo a una serie de rutinas diarias alargaremos la aparición de ésta, aunque verdaderamente sea la causante de nuestras adaptaciones fisiológicas. El momento que carecemos de oxígeno nuestro cuerpo obtiene la energía a través de la glucosa por una vía denominada anaeróbica láctica, caracterizada por la acumulación de productos de desecho donde destaca el ácido láctico. Realmente no es el causante de dicha fatiga pero determina el umbral de intensidad de cualquier actividad física.

Cuando finalizamos el entrenamiento se abre un intervalo de tiempo donde tenemos que vigilar especialmente la recuperación para que los efectos del mismo no interfieran negativamente sobre la siguiente sesión o competición. Por ello es importante establecer pequeños pasos fáciles de aplicar que harán aumentar tu rendimiento deportivo en un futuro inmediato. Veamos cuales son las principales técnicas de recuperación tras sufrir la fatiga.

  • Varía las intensidades. Es un consejo que va dirigido especialmente a los entrenados noveles, pero perfectamente aplicable a los más experimentados. No es aconsejable seguir la intensidad que marca el entrenamiento, de hecho es bueno de vez en cuando introducir actividades contrarias al esfuerzo típico realizado. Por ejemplo si haces rutinas de HIIT, intercálalas con sesiones de natación suave, yoga, pilates, etc. Además de mejorar la flexibilidad combatirás tu fatiga dándole un respiro a tu cuerpo. Si por el contrario practicas actividades de poca intensidad debes aumentar el esfuerzo considerablemente para reducir la fatiga producida por la actividad, aunque sea de otro tipo como muscular, neural, piscológica…

  • Vuelta a la calma. Siempre centramos la atención en los ejercicios previos al esfuerzo principal, es decir, el calentamiento. Pero igual de importancia tiene una correcta vuelta a la calma o cese de la sesión ya que es contraproducente terminar el entrenamiento sin más. Acumularás el doble de fatiga que si haces una correcta vuelta a la calma. Ejemplos a seguir son: caminar durante 5 minutos, estiramientos dinámicos, actividades de respiración o alternar tensión-relajación. Pruébalo y verás como lo notas.

aceite de menta

  • Remedios naturales. Evita tomar regularmente antes de un entrenamiento o competición cafeína y bebidas energéticas ya que te darán la energía necesaria para un determinado tiempo pero después tu cuerpo no será capaz de aguantar el esfuerzo, apareciendo antes la fatiga. Tómalas de vez en cuando pero no es bueno abusar de ellas. Otros remedios naturales para acelerar la recuperación son el ginseng, el aceite de menta o el paté de avellanas.

  • Sauna o masaje. Dependerá del gimnasio al que vayas pero si puedes escoger entre varias opciones elige el que tenga sauna o piscina. Te vendrá genial para acelerar la recuperación de tu organismo. Respecto al masaje es recomendable que acudas a un profesional aunque para los entrenos diarios puedes masajear tu cuerpo con una pelota de tenis o con tus propias manos. Ya lo vimos en un artículo dedicado a cómo recuperar tus músculos después de una tanda larga.

  • Hidratación. Más aún en los entrenamientos de verano. Por supuesto no puede faltar una cantidad suficiente de agua en los entrenamientos, pero además puedes añadir bebidas carbonatadas para amortiguar el efecto del ácido láctico.

Pon medios para que la fatiga no intervenga en tu entrenamiento y puedas dar lo mejor de ti en cada momento. Cuando lleves un periodo largo de tiempo bajo esfuerzos elevados cesa tu actividad para dar un respiro a tu cuerpo.

Javier Felipe López

Foto Javier Felipe López

Graduado en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte. Entrenador personal, preparador físico y miembro de la familia Difoosion. Creyente del ejercicio como medio para mejorar la calidad de vida. Consultas y planes de entrenamiento personalizados a través de javier.felipe@sportadictos.com

Sigue leyendo