Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Entrenamiento en circuito Oregon y Oberon Ambos métodos de entrenamiento están basados uno en el otro y podría definirse como un circuito de fortalecimiento para runners que tan necesario es en cualquier objetivo. La importancia de trabajar la fuerza en corredores no es por capricho, sino con el fin de evitar lesiones típicas del deporte y además incrementar el rendimiento al tener unos músculos más potentes. Con estas dos formas de trabajo ambas metas están aseguradas ganando paralelamente una resistencia envidiable con la que podrás afrontar numerosas pruebas.

El entrenamiento en circuito posee numerosas ventajas que lo convierten en un método estupendo de trabajar rápida y eficazmente, pero quizá se queda algo corto para entrenar la resistencia a la par que la fuerza.

Precisamente esta característica es la que define el circuito Oregón y Oberón, ya que se basa en combinar ejercicios de fuerza con pequeños intervalos de carrera de 100 o 50 metros entre dichos ejercicios, dependiendo del circuito.

A continuación te presentamos las estaciones que componen el circuito Oberón:

  • 100 metros + 10 fondos de brazos.

entrenamiento en circuito

  • 100 metros + multisaltos. 10 con una pierna, 10 con otra, 10 con pies juntos y 10 abriendo y cerrando.

  • 100 metros + 20 abdominales.

  • 100 metros + 10 saltos rodillas al pecho.

  • 100 metros + 10 lumbares.

  • 100 metros + 20 sentadillas.

  • 100 metros + 10 flexiones.

  • 100 metros + 20 abdominales.

  • 100 metros + 5 Burpees.

Cada sesión debe comenzar y terminar con 100 metros a ritmo medio. En el circuito Oberón los 100 metros se realizan a una intensidad media, sin necesidad de ir al máximo.

Por el contrario en el Oregón la velocidad debe ser la más alta posible aunque esta variante es recomendable aplicarla si ya se posee una cierta condición física.

Otra diferencia es que en el Oregón los ejercicios son mayoritariamente de piernas, pero ya sabemos que en la carrera es importante trabajar el conjunto del cuerpo y más aún los músculos estabilizadores.

¿Qué nos aporta?

Los runners deben centrar su entrenamiento de fuerza con el propio peso corporal por el carácter propioceptivo que conlleva y que tanto influye en la carrera.

Pero tienes que saber que no solo los corredores se benefician de este método Oberón y Oregón, sino que también es una forma efectiva de quemar grasa.

No es necesario ceñirte al esquema anterior, pues se puede adaptar perfectamente a las exigencias de cada uno aumentando o disminuyendo el número de repeticiones.

Algunos incorporan pequeños puntos de descanso al tercer o cuarto ejercicio de 3 minutos aproximadamente.

Ya queda bastante atrás el mito que decía que ponerse en forma requiere emplear mucho tiempo entrenando. No te llevará más de media hora incluyendo el calentamiento y la vuelta a la calma.

Intercala este tipo de sesiones con largas tiradas para llegar corriendo hasta donde quieras. Aquí te dejamos un vídeo realizado por nuestros compañeros de Runners World España donde podrás observar un ejemplo práctico de estos circuitos.

Javier Felipe López

Foto Javier Felipe López

Graduado en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte. Entrenador personal, preparador físico y miembro de la familia Difoosion. Creyente del ejercicio como medio para mejorar la calidad de vida. Consultas y planes de entrenamiento personalizados a través de javier.felipe@sportadictos.com

Sigue leyendo