Diferencias entre hombres y mujeres para el entrenamiento

Diferencias entre hombres y mujeres para el entrenamiento

COMPARTIR 0 TWITTEAR

diferencias entre hombres y mujeres en el entrenamiento Uno de los principios básicos de toda planificación es el conocimiento de las diferencias individuales de cada uno, para adaptar el programa a las necesidades específicas que solicitan. Hombres y mujeres deben entrenar de forma distinta generalmente, y es que las condiciones físicas y fisiológicas disciernen en gran medida siendo contraproducente aplicar un mismo entrenamiento al género opuesto. Entremos más en profundidad en este tema para visualizar las diferencias fundamentales entre hombres y mujeres de cara a la elaboración de una rutina de entrenamiento.

Sistema muscular

diferencias hombre y mujer

La principal hormona encargada del crecimiento muscular es la testosterona. Esta hormona del tipo esteroide prevalece en hombres con una función anabólica del sistema muscular, entre otros objetivos. Las mujeres también poseen ciertos niveles de testosterona en su organismo pero en una cantidad ínfima que roza el 10% del sexo masculino. Este hecho desemboca en numerosas diferencias entre el sistema muscular de un hombre y una mujer, entre las que cabe destacar:

  • Las mujeres, al tener unos niveles muy bajos de testosterona y elevados de estrógenos (se encargan de reducir los niveles de testosterona) tienen una mayor dificultad para la tonificación que tanto se suele buscar. Ello requerirá una regularidad en el control nutricional acompañado de un correcto descanso después del ejercicio.

  • Mayor dificultad para quemar grasa. Cuando entrenamos nuestro músculo también estamos desarrollando la cantidad de mitocondrias en nuestras células, cuya función es quemar la grasa, entre otras muchas. Si a las mujeres les cuesta más trabajar sus músculos, también estarán ralentizando la capacidad para perder peso. Por ello te recomendamos entrenar la fuerza para quemar más grasa.

Sistema cardiovascular

diferencias mujer y hombre

La frecuencia cardíaca es más elevada en el caso de las mujeres respecto a los hombres. La razón es sencilla, y es que su cantidad de sangre es menor (de 4 a 5 litros frente a los 5 o 6 en hombres) traduciéndose en una menor cantidad de glóbulos rojos y, por tanto, una menor capacidad de transporte de oxígeno.

En el caso de las mujeres poseen entre un 20% y un 25% el VO2 máximo más bajo, por lo que suelen trabajar a un porcentaje mayor en el ámbito de la resistencia. En el entrenamiento esto quiere decir que respirarán más rápido con el inconveniente de que también las mujeres poseen un menor volumen respiratorio y ventilatorio.

Otras aptitudes

Las mujeres tienen una mayor movilidad articular que los hombres, algo que influye directamente en la prevención de lesiones. La flexibilidad también es superior en el sexo femenino, con unas cifras superiores al 10%.

La conclusión final ante las diferencias entre hombres y mujeres es que el entrenamiento debe ser adaptado partiendo de las características que cada uno posee. No se puede equiparar el entrenamiento de una mujer al de un hombre, igual que tampoco puede establecerse la misma rutina entre un sujeto entrenado y un principiante. Encontrar las diferencias nos hará llegar a los resultados propuestos.

Archivado en Cardiovascular, Diferencias, Fuerza, Hombres, Mujeres, Testosterona, VO2 máximo
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (4)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs