Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Los beneficios de practicar ejercicios calisténicos

dominadas Suele ocurrir que incorporamos demasiados materiales o métodos de entrenamiento a nuestra rutina y dejamos de lado la carga externa más importante que debemos movilizar: nuestro propio peso. Siempre hemos insistido en la idea funcional que debe respaldar a un entrenamiento, independientemente del objetivo que persigamos. En relación con ello, y de forma similar al entrenamiento Paleo os presentamos un conjunto de ejercicios básicos que se engloban bajo el nombre de ejercicios calisténicos. Sus beneficios se trasladan al rendimiento y la salud, una combinación deseable para cualquiera.

Su definición no es aportada por ninguna marca específica, ni tampoco existe una manera cerrada de llevar a cabo este entrenamiento.

Los ejercicios calisténicos no son ni más ni menos que movimientos donde se utiliza el propio cuerpo como carga, sin casi ningún material adicional que añadir a la sesión.

En cualquier superficie o medio puede desarrollarse y únicamente necesitarás el poder de tu imaginación para poner en práctica ejercicios nuevos, aunque siempre con una lógica que no implique riesgo de lesión muscular.

Resulta evidente que la globalidad de esta forma de entrenar lleva a múltiples adaptaciones en las distintas manifestaciones físicas que el ser humano presenta.

Agilidad, fuerza, capacidad aeróbica, explosividad, potencia… Todas ellas pueden trabajarse si se desea, aplicando los ejercicios específicos para cada una de ellas.

¿Qué beneficios tiene el entrenamiento calisténico? Las ventajas se maximizan atendiendo a las necesidades individuales de cada uno, aunque podemos generalizar los siguientes beneficios:

ejercicios calistenicos

  • Economía. La inversión en material es casi nula pues únicamente necesitarás encontrar el entorno adecuado para desarrollar tu entrenamiento.

  • Salud. Trabajarás de forma equilibrada los distintos grupos musculares, una virtud para tu higiene postural y para el resto de actividades de la vida diaria.

  • Rendimiento. Si sabes cómo aumentar la dificultad de los ejercicios básicos también será un medio interesante para entrenar tu rendimiento con movimientos transferibles a la modalidad que practiques.

  • Adaptabilidad. Cambiando determinados aspectos en la progresión y en la forma de ejecución, la mayoría de ejercicios son adaptados a tu condición física para que mejores en ella poco a poco.

  • Dinamismo. Cada entrenamiento cambia, ya sea por los ejercicios o por las sensaciones mejoradas que poseas.

    Esta variedad asegurará tu permanencia en el ejercicio físico.

Si te preguntas cómo puedes llevar a la práctica esta metodología la respuesta es tan sencilla como conocidos son los ejercicios.

Los distintos tipos de flexiones, dominadas supinas y pronas, zancadas, planchas abdominales, saltos, pliometría… En definitiva todos los movimientos que encuentres que movilices tu propio cuerpo de una manera totalmente global, aunque con toques analíticos en ciertas ejecuciones.

Aunque el listado de beneficios sea grande también existen algunas limitaciones. Una persona entrenada o que lleve practicando algún tiempo ejercicios calisténicos puede verse estancada por la falta de estímulos generados si se desconocen muchos ejercicios.

En ese momento debes ser inteligente e ir cambiando el modo de entrenamiento cuando veas que te acostumbras a una tipología concreta.

El entrenamiento calisténico ofrece múltiples posibilidades al que lo practica, ejerciendo un entrenamiento natural basado en patrones funcionales.

¿Qué piensas sobre la calistenia? ¿Te animas a practicarlos?

Última actualización: 20/03/2015 a las 20:03

Javier Felipe López

Foto Javier Felipe López

Graduado en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte. Entrenador personal, preparador físico y miembro de la familia Difoosion. Creyente del ejercicio como medio para mejorar la calidad de vida. Consultas y planes de entrenamiento personalizados a través de javier.felipe@sportadictos.com

Sigue leyendo