Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

El Mito, entrenar por el día es mejor que por la noche

Entrenando de noche o de día

En una semana llegará la primavera y el tiempo comenzará a ser propicio para salir a entrenar al aire libre, fuera del mundanal ruido del gimnasio y del taconeo de la vecina de arriba. Sin embargo, algunos dicen que es mejor entrenar por la noche y otros que por el día. Para esclarecer un poco este tema, vamos a dedicarle hoy nuestro mito a esta preferencia que tiene mucha gente a entrenar bajo la luz del sol y no bajo las farolas o la luz de la luna.

Por un lado, podemos afirmar que hacer cualquier esfuerzo físico bajo el sol puede provocar que el organismo aumente su temperatura corporal hasta niveles nada agradables. Además de las quemaduras que nos podrá provocar el sol en nuestra piel, tendremos otros peligros de entrenar con un intenso calor, que son unas mayores posibilidades de sufrir una insolación y deshidratación prontía. Sin embargo, muchos de los que se preparan para correr una maratón o una prueba similar, deben entrenar en las mismas condiciones que la carrera real.

Grupo de corredores nocturnos

Dicen que el calorcito y el ejercicio hacen buena pareja, pero debemos tener sumo cuidado con las temperaturas que hace en algunas regiones de nuestro país y otros en los días que corren. Pero para aventurarse a hacer deporte al aire libre con el sol que cae en algunos lugares, es de obligada necesidad tener en cuenta una serie de precauciones.

Otros, por otra parte, piensan que es mejor entrenar de noche, pero el hecho de alterar el cuerpo tanto a poco tiempo de irnos a la cama, podría hacernos que coger el sueño sea una tarea harta difícil. Por este motivo, nosotros recomendamos salir a entrenar fuera de casa y en un horario que nos dé tiempo a que nuestros sistemas vuelvan a niveles normales de reposo antes de meternos en la cama por la noche.

Chico corriendo por la playa a pleno sol

Resumiendo un poco: entrenar tanto de noche como de día es bueno. Sin embargo, debemos tener cuidado con las temperaturas, la ropa que llevamos y la intensidad del ejercicio que hagamos durante el día, y con la hora a la que acabamos el entrenamiento durante la noche. Lo que no nos puede fallar, es una buena hidratación antes, durante y después de entrenar, ya sea en ayunas, a media mañana, a mediodía, por la tarde o de madrugada.

Última actualización: 17 de March, 2015

JuanMi Guirado

Foto JuanMi Guirado

Performance Manager en Difoosion. Experto en marketing de afiliados, patrocinio y perfeccionamiento de medios. Ocho años de experiencia en el sector como redactor, formador y mánager de equipos. Mi perfil en LinkedIn

Mi equipo de trabajo:

Sigue leyendo