Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Si comemos después de entrenar, ¿se pierde peso?

Comiendo una manzana después de entrenar

¿Piensas que adelgazarás mucho más rápido si no comes nada después de entrenar? Piénsalo de nuevo. Comer el adecuado snack o tentempié justo después de terminar tu entrenamiento puede en realidad dar un vuelco a tu metabolismo y ayudarte a quemar más calorías que si únicamente te bebes el sudor de tu frente tras el ejercicio. Pero debes estar seguro/a de seguir una serie de reglas que te explicamos hoy.

Come pronto

El mejor momento de comer algo después del entrenamiento debe ser antes de que desaparezca esa sensación de cansancio que tenemos al terminar, o no dejando que nuestras pulsaciones vuelvan a sus constantes habituales en reposo. Esto quiere decir que esta comida post-entreno debe hacerse durante los 30 minutos posteriores a la finalización de los ejercicios físicos. Recarga las reservas de glucógeno que tus músculos han utilizado durante la sesión.

Carbohidratos y algunas proteínas

Comiendo una barrita protéica Los hidratos de carbono que tomemos después del entrenamiento se convertirán directamente en el glucógeno que los músculos necesitan. Por tanto, debemos tener en cuenta las cantidades a ingerir: de 1 a 1,5 gramos de hidratos por kilo de peso corporal. Añadiremos unos 10-20 gramos de proteínas para ayudar a los músculos en su recuperación tras el entrenamiento. No olvidéis que cada gramo de carbohidratos o proteínas equivalen a 4 kcal., por lo que si estás pensando en perder peso, debemos comer la mitad de hidratos de carbono que hemos indicado en esos 30 minutos. Una opción sería algo alto en proteínas y bajo en kcal.

Nada de excederse

Ya hemos dicho una y otra vez que los excesos se pagan caro a la larga, hasta el té verde. Además, si estamos haciendo ejercicio físico con el objetivo de la pérdida de peso, no debemos utilizar el entrenamiento como excusa para atiborrarnos a comida. Ningún tipo de entrenamiento, ni el HIIT, puede ser una excusa para comer mucho. Antes de nada debemos consultar con nuestro médico o hacernos una test en algún herbolario/farmacia para conocer nuestro metabolismo basal y saber finalmente cuántas kcal. podremos ingerir al día.

Lo que sí debemos tener claro es el estar hidratado antes, durante y después del entrenamiento. Es de suma importancia realizar siempre un buen calentamiento que incluya, eso sí, algunos de los estiramientos fundamentales, además de una vuelta a la calma apropiada y acorde al trabajo realizado.

JuanMi Guirado

Foto JuanMi Guirado

Performance Manager en Difoosion. Experto en marketing de afiliados, patrocinio y perfeccionamiento de medios. Ocho años de experiencia en el sector como redactor, formador y mánager de equipos. Mi perfil en LinkedIn

Mi equipo de trabajo:

Sigue leyendo