Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

¿Cómo puedes perder peso de caderas y muslos?

Chica haciendo sentadillas con barra cargada

Son numerosas las ocasiones en las que nos preguntamos ¿por qué es tan complicado eliminar grasa y peso de los muslos y de las caderas? ¿Por qué todo lo que como va ahí? El peso de estas zonas es más difícil de reducir, si no imposible. No es falta de esfuerzo o que no haces lo suficiente, simplemente es la homeostasis. Grandes entrenadores y expertos en este tema nos explican que cuando queremos cambiar radicalmente nuestra forma de entrenar y de alimentarnos, debemos estar preparados, a nivel mental y corporal.

Nuestro cuerpo es un conjunto de sistemas que trabajan juntos y en armonía. Por tanto, si nuestro cuerpo se ejercita a tope y seguimos pensando que es imposible conseguir nuestros objetivos, no alcanzaremos nuestras meta fácilmente. Es mejor estar preparado totalmente para vivir diferente, a veces de manera incómoda. Nuestro cuerpo va a luchar por evitar ese cambio, e incluso habiendo conseguido perder algunos kilos, tu cuerpo seguirá siendo un obstáculo.

La mala noticia llega para las mujeres. Y es que es más complicado reducir peso de estas zona. Un investigador sobre metabolismo de la Universidad de Texas nos ha explicado que las mujeres acumulan más en estas zonas por motivos de evolución. Durante los embarazos necesitan reservas para nutrir su propio cuerpo, además de el del bebé. Y esta es la zona escogida por la evolución. Aunque pueda parecer frustrante, al menos esto es por una buena causa.

Las zonas problemáticas para las mujeres parecen ser cadera, muslos, glúteos y abdominales, justamente los lugares biológicamente predispuestos para reservar grasa que, además tienen gran cantidad de músculo que esconde. El entrenamiento de fuerza, sobre todo el piramidal, provoca que el metabolismo se acelere, por tanto ayuda a construir músculo debajo de estas zonas de grasa.

La cosa es que no seréis capaces de reducir estas áreas de manera sencilla y rápida, pero fortaleciéndolas sí. Cuando el músculo es trabajado, quema calorías y si ejercitamos aquellos de las zonas problemáticas, acompañado de un entrenamiento cardiovascular, conseguiremos nuestra meta: reducir la capa de grasa de estos lugares.

JuanMi Guirado

Foto JuanMi Guirado

Performance Manager en Difoosion. Experto en marketing de afiliados, patrocinio y perfeccionamiento de medios. Ocho años de experiencia en el sector como redactor, formador y mánager de equipos. Mi perfil en LinkedIn

Mi equipo de trabajo:

Sigue leyendo