Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

zumo de zanahoria

El cáncer es una enfermedad crónico-degenerativa que ha cobrado una gran cantidad de vidas en todo el mundo. Esta enfermedad puede padecerla cualquier persona en especial aquellas que tengan antecedentes familiares con cáncer, y otras, que no cuiden sus hábitos y alimentación. Hay muchos tipos de cáncer, por lo que es importante para nosotros compartir este post para ayudarte a prevenir cualquiera de ellos.

Zumo de zanahorias

Las zanahorias son una gran fuente de nutrientes, por lo que deberían ser consumidas a diario. Además, cuentan con potentes minerales, vitaminas y antioxidantes como el betacaroteno y la vitamina E y C, que poseen propiedades antitumorales. Por otro lado, un estudio llevado a cabo por investigadores del Instituto Mario Negri de Milán, ha demostrado que consumir regularmente manzanas disminuye el riesgo de padecer cáncer de colon, de esófago, de próstata y de ovarios.

Ingredientes

  • ¼ de zanahorias

  • ½ manzana

  • 400c.c. de agua

  • Zumo de ½ limón

Elaboración

Coloca todos los ingredientes en el vaso de la licuadora y procesa hasta obtener una textura cremosa, similar a la del yogur. Si te queda demasiado sólido, añade un poco más de agua. Incluso si lo deseas puedes incorporar algunas hojas de espinaca o acelga, previamente lavadas, para obtener los beneficios antioxidantes de las hojas verdes.

Zumo de repollo o col

zumo verde

El repollo o col pertenece a la familia de las crucíferas y puede comerse cocido o crudo. Este vegetal tiene una gran cantidad de agua y aporta muy pocas calorías, por lo que es ideal para quienes buscan perder peso. El repollo contiene fibra, minerales como el magnesio, el calcio y el potasio, y antioxidantes como el betacaroteno y la vitamina C y E, que además de purificar el organismo, combate la acción de los radicales libres causantes del envejecimiento de la piel y el cáncer de mama.

Ingredientes

  • 4 hojas de repollo

  • 400c.c. de agua

  • 1 zanahoria

Elaboración

Lava las hojas de repollo y colócalas junto con el resto de los ingredientes en el vaso de la licuadora. Licúa durante unos segundos y bebe de inmediato para obtener todos sus nutrientes. Si deseas puedes agregarle al zumo de repollo, un poco de zumo de naranja y limón para que quede más delicioso y potenciar su efecto anticancerígeno.

Como verás ambos zumos cuentan con propiedades nutritivas, antioxidantes y alcalinizantes que imposibilitan el desarrollo de las células tumorales. Además de los alimentos que incluyen estos zumos, hay otros que también combaten el cáncer y pueden consumirse crudos, como es el caso del ajo y los tomates. ¡Inclúyelos en tu dieta!

Última actualización: 2 de June, 2015

Flavia

Foto Flavia

Soy maquilladora de profesión y maestra rotisera y pizzera de corazón. Mi gran pasión es la repostería y adopté la meditación y el deporte como estilo de vida. Puedes ver mi perfil en Linkedin.

Sigue leyendo