Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

El Mito, correr es mejor entrenamiento que caminar

Corredor por el césped

Hay una infinidad de razones por las que la gran mayoría de la gente comienza a entrenar corriendo: desestresarse, quemar calorías, aumentar su energía, etc.

Además, correr puede mantener a tu corazón con una mejor salud, perfeccionar tu estado de ánimo, prevenirte de enfermedades comunes y ayudarte a perder peso.

Sin embargo, dependiendo de tus metas personales, ir a tope de velocidad no tiene por qué ser lo mejor para ti.

Mientras que caminar puede ofrecernos los mismos beneficios que correr, un creciente número de estudios sugieren que correr podría ser mejor para la pérdida de peso.

Quizás no te sorprenda, pero la gente gasta 2,5 veces más energía en correr que en andar, siendo por la calle o sobre la cinta.

Esto se podría traducir con un ejemplo claro: una persona con un peso aproximado de 72 kg, corriendo a unos 13 km/h, podría quemar hasta 800 kcal.

en una hora comparado con las 300 kcal. quemadas caminando a 5,5 km/h durante el mismo tiempo.

Y cuando equilibramos las cantidades de energía gastadas o empleadas en cada actividad, un estudio encontró que los corredores siguen perdiendo más peso que los caminantes.

En este estudio, no solo los corredores comenzaron con menor peso que los caminantes, ellos también tenían un mayor porcentaje en mantener su índice de masa corporal.

Ya lo decíamos hace un tiempo, caminar es mejor que correr, y vamos a explicar algunos de sus beneficios en común.

Grupo de gente caminando

Además, correr podría regular las hormonas del apetito mejor que caminar. En otro estudio, los participantes que corrieron y otros que andaron, fueron invitados a comer en un buffet libre.

Los que andaron consumieron cerca de 50 kcal. más que lo que ellos habían quemado, y los corredores comieron unas 200 kcal.

menos de las que habían quemado durante su actividad. Los investigadores piensan que esto podría tener que ver con que los niveles de la hormona péptido YY se incrementan, lo que suprime el apetito.

Pero, aparte de el tema de perder peso, caminar tiene mayores beneficios. Los investigadores se fijaron en los datos obtenidos por el National Runners’ Health Study y el National Walkers’ Health Study y encontraron que la gente que quemaba la misma cantidad de calorías tenían los mismos beneficios.

Independientemente de si habían caminado o corrido, las personas vieron reducido el riesgo de padecer de hipertensión, colesterol alto, diabetes e incluso mejoraron su salud cardiovascular.

Finalmente, debemos recalcar que correr tiene sus contras en nuestro cuerpo: pone más estrés en el cuerpo en general e incrementa el riesgo de lesión como la rodilla de atleta, las roturas musculares de los cuádriceps o la espinilla partida.

Esta última en la lesión más común en los corredores. En fin, correr trae mejores beneficios para los que quieren perder peso, pero es una actividad más peligrosa que nos puede llevar a una lesión grave.

Caminar, por su lado, trae los mismos beneficios que correr, pero debemos realizar esta actividad durante más tiempo para conseguir la misma quema de calorías que correr en un breve espacio de tiempo.

Última actualización: 21/07/2015 a las 10:03

JuanMi Guirado

Foto JuanMi Guirado

Performance Manager en Difoosion. Experto en marketing de afiliados, patrocinio y perfeccionamiento de medios. Ocho años de experiencia en el sector como redactor, formador y mánager de equipos. Mi perfil en LinkedIn

Sigue leyendo