4 Beneficios del peso muerto en mujeres

COMPARTIR 0 TWITTEAR

peso muerto Podríamos englobar al deadlift o peso muerto como uno de los ejercicios más practicados en los entrenamientos tanto de hombres como mujeres. Sus características funcionales lo convierten en un estupendo movimiento para trabajar la musculatura isquiotibial en conjunto con otros grupos estabilizadores, generando potencia en cada repetición. Sin embargo los beneficios de este trabajo se multiplican en el caso de las mujeres puesto que se relaciona ampliamente con los objetivos que deseáis buscar. El peso muerto y sus variantes tendrán las siguientes ventajas para el género femenino.

Ganancias de fuerza y acondicionamiento físico

La mayoría de las mujeres buscan una planificación de entrenamiento donde puedan definir pero sin lograr un gran volumen muscular. Las propiedades del peso muerto hacen que trabajes dos condiciones físicas en un mismo movimiento: la fuerza como coordinación intramuscular cuando levantamos cantidades de peso elevadas según nuestra repetición máxima individual, y el acondicionamiento físico general al tratarse de un movimiento dinámico donde se pueden realizar elevadas repeticiones donde intervendrá el sistema cardiovascular.

De esta manera estarás quemando calorías con un ejercicio de fuerza, algo muy parecido al tan conocido y practicado Burpee. Un ejercicio estupendo para los objetivos comunes que deseáis las mujeres en el entrenamiento, además de trabajar músculos estabilizadores que lograrán conservar tu salud postural.

No aumentará tu perímetro abdominal

peso muerto

El miedo más extendido entre las mujeres que practican musculación es un resultado demasiado voluminoso producto del aumento de la masa muscular. En especial en la zona abdominal pues determinados mitos apuntan a que el trabajo de core contribuirá al incremento sustancial del perímetro abdominal. Algo completamente falso. Una rutina correctamente planificada según las necesidades individuales derivará en resultados tan estéticos como funcionales y el peso muerto es un estupendo ejercicio para aunar estos dos fines.

A pesar de que la musculatura agonista sea la isquiotibial (zona dorsal del muslo) también intervienen otros grupos con una función estabilizadora, entre la que cabe destacar el core. En otras palabras, con el deadlift también estarás trabajando tu vientre y tu zona lumbar pero sin caer en el falso mito citado anteriormente.

Contrarresta el efecto de los tacones

Está demostrado que el uso abusivo de los tacones en mujeres provoca efectos negativos tanto en los pies como en las piernas y en la espalda. Con su utilización se provoca un arqueo lumbar excesivo pero, sobre todo, una activación constante del cuádriceps que provoca disfunciones isquiotibiales. Con el ejercicio de peso muerto estarás compensando dicho desequilibrio muscular al trabajar funcionalmente una musculatura poco activada con los tacones y al provocar la activación del glúteo que inclinarán a la pelvis en sentido posterior.

peso muerto

Transferencia a otros ejercicios

El mayor error, tanto de mujeres como de hombres, es el estancamiento en cualquier rutina. Para compensar este fallo deberás darte cuenta de que un ejercicio puede servir para incrementar el rendimiento en otro distinto y así progresar en este último. Las planificaciones deben abarcar diferentes movimientos para dotar de dinamismo y de variedad al proceso de entrenamiento. El peso muerto, por tanto, servirá para reforzar estructuras musculares que intervienen en otros ejercicios.

Estos beneficios serán visibles siempre y cuando el ejercicio se realice con la técnica correcta. Por otro lado las estrategias nutricionales que sigamos paralelamente al entrenamiento serán determinantes en la consecución de los objetivos que deseemos.

Archivado en DeadLift, Mujeres, Perder peso, Peso muerto, Tonificar
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (18)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion