Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

El hummus no es tan bueno como nos cuentan

Hummus con pan frito

A pesar de lo que pueda pensar mucha gente hoy en día, sobre todo debido a la propaganda que se le está haciendo por diversos medios, el hummus o la papilla a base de garbanzos no es tan bueno como indican.

El hummus no es esa crema/salsa mágica para dipear que soluciona cualquier problema que tengas. Comenzando por el hecho de que un bote de 100 gramos contiene ya aproximadamente 166 kcal., no estamos antes un alimento de bajo índice calórico.

Aunque los garbanzos tengan una serie de beneficios para la salud, debemos tener cuidado.

Pero vamos a ver los peligros de tomar hummus en una dieta diaria.

No entres en pánico, no estamos diciendo que debas abandonar la idea de tomar hummus para perder peso de manera inmediata.

Esta crema, compuesta por garbanzos, tahini, jugo de limón y ajo, nos va a aportar una gran cantidad de otros nutrientes esenciales: proteínas, grasas saludables y fibra dietética.

Además, el hummus es un alimento con bajo índice glucémico. Y cuanto más abajo está un alimento en el ranking de índices glucémicos, mejor que mejor, pues nos aportará una menor cantidad de azúcares a la sangre.

Pero, para aquellos que buscan controlar su peso corporal, debéis tener cuidado de no abusar del hummus. Dos cucharadas de esta rica crema oscilan entre 50 y 80 kcal. en la mayoría de las marcas comerciales que venden.

Yo recomendaría hacernos nuestro propio hummus casero, es sencillo y seguro que llevará menos conservantes que los que venden en el supermercado.

Una porción para tomar entre horas está bien, siempre y cuando no sobrepase de las 200 kcal., cantidad recomendada máxima para tomar en almuerzos y meriendas.

Pero es fácil comer más de eso sin tener conciencia. Y claro, el hummus no lo tomamos solo, por lo que tendremos que vigilar con qué dipeamos.

Hummus para dipear con verduras

Comercializado como un alimento saludable y colocado en las estanterías de lo ecológico y lo más healthy del lugar, el hummus es un elemento esencial en dietas veganas y vegetarianas.

Con una variedad de sabores, hay literalmente un hummus para cada ocasión (como la crema de chocolate saludable), pero no debemos caer en la rutina de tomarlo con cada una de las comidas día tras día.

Recuerda su cantidad de calorías por porción, estaremos sumando mucho a una comida ya de por sí alta en índice calórico. Imagina: dos filetes de pechuga de pollo (200 gramos) ya contienen unos 240 kcal., le sumamos las 80 kcal.

del hummus y un puñado de patatas fritas, el platito se nos iría hasta más de 500 kcal. muy fácilmente.

Cómo tomarlo

Algunos tienen la solución a este conflicto, y lo llaman algo así como jumus o sojumus, un hummus hecho a base de soja y no de garbanzos.

Esto podría ser la respuesta. En esta ocasión, este tipo de hummus nos aportará el doble de proteínas y la mitad de grasas, lo cual es genial para que el mercado del hummus tradicional avance y ofrezca mejores y más saludables alternativas.

Para evitar la trampa del hummus, debes saber controlar las porciones que ingieres. Prueba a sacarte una porción del bote y no a ‘mojetear’ directamente del propio bote de hummus.

También puedes optar por adquirir paquetes en tamaños individuales fabricados para tales fines adelgazantes. Así controlarás tus porciones.

Para reducir calorías, puedes utilizar verduras como las zanahorias, guisantes, apio, brócoli o tomates y sumergirlos en el hummus en lugar de nachos, patatas fritas o pan de pita.

Última actualización: 31/10/2015 a las 10:03

JuanMi Guirado

Foto JuanMi Guirado

Performance Manager en Difoosion. Experto en marketing de afiliados, patrocinio y perfeccionamiento de medios. Ocho años de experiencia en el sector como redactor, formador y mánager de equipos. Mi perfil en LinkedIn

Sigue leyendo