Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

El Mito, una dieta cruda mejora tu digestión

Pizza de champiñones, tomate, pimientos y piñones

A lo largo de la historia se han sucedido cientos y miles de formas de cocinar los alimentos. Algunas de ellas más saludables que otras, pero nadie había ‘dado en el clavo’ hasta hoy. Los alimentos crudos están sin procesar, dependiendo también de dónde los compres, pero por norma general no se le han quitado demasiadas propiedades/nutrientes. Dentro de estas propiedades no eliminadas, encontramos una serie de enzimas que hoy explicaremos y que son beneficiosas para conseguir una digestión de calidad. Hay algunos riesgos de las dietas crudas que deberías consultar antes.

Estas enzimas vegetales son vitales y están hechas para supervivencia de las plantas. Sin embargo, para la salud humana no son tan determinantes. Es cierto que calentar un alimento por encima de 48ºC (o 118ºF) inactiva las enzimas de las plantas y frutas, ya que las enzimas son proteínas y las proteínas se desnaturalizan (descomponen) con el calor. Por tanto, cuando llegan a nuestro estómago ya están descompuestas. Los ácidos de nuestro estómago están diseñados para romper las proteínas de manera eficiente. Si en este momento estas enzimas se asocian en el estómago con microorganismos vivos de otros alimentos, podrían llegar al intestino delgado sin digerir, siendo su contribución a la digestión humana mínima o nula.

Algunos expertos o defensores de este tipo de dietas crudas (la gran mayoría seguidores de las dietas veganas que la ciencia no acepta del todo) afirman que nuestros cuerpos tienen suministros ilimitados de estas enzimas, y que al comer más alimentos con ellas, vamos a ir sobrados del todo. La realidad es que no tenemos un número infinito de estas enzimas, por lo que deberemos seguir consiguiéndolas mediante la ingesta, siempre que estemos ‘vivitos y coleando’. Las enzimas son esenciales para la vida, y nuestro cuerpo las produce naturalmente, pero no de manera eterna.

Por lo tanto, estamos ante una situación clara: estas enzimas encontradas en los alimentos crudos como vegetales o frutas son esenciales para la vida, nuestro cuerpo lo sabe y las produce de manera natural, así que no debemos preocuparnos por ingerir estas enzimas mediante alimentos crudos y frescos en abundancia, sino de forma moderada. La digestión humana no mejorará en gran medida o nada si nos atiborramos de estos alimentos, por lo que el mito queda desmentido.

Última actualización: 12 de January, 2016

JuanMi Guirado

Foto JuanMi Guirado

Performance Manager en Difoosion. Experto en marketing de afiliados, patrocinio y perfeccionamiento de medios. Ocho años de experiencia en el sector como redactor, formador y mánager de equipos. Mi perfil en LinkedIn

Mi equipo de trabajo:

Sigue leyendo