Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

8 consejos para entrenar a tu cerebro para que ame tu cuerpo

Mujer de espaldas

La mayoría de las mujeres –algunos hombres también– se han entrenado inconscientemente durante toda su vida para encontrar cualquier tipo de imperfección, por pequeña que fuera, en su cuerpo o cara frente a un espejo. Con el paso de los años, muchas chicas y mujeres se mirarán al espejo y llorarán por cómo se ven. Este hábito tan repetido debería potenciar nuestro positivismo cada día y no disminuirlo hasta niveles de negativismo absoluto. Tu cerebro es quien comanda estos sentimientos, por lo que hoy te vamos a enseñar 8 consejos para hacer cambiar de opinión a tu masa gris de una vez por todas.

Durante años, nos hemos preparado mentalmente para no creer ningún juicio positivo en referencia a nuestro cuerpo o belleza en general. No intentamos ser groseros cuando negamos lo que nos dicen, simplemente pensamos que no es cierto. Lo que entrenemos, determinará los resultados que veamos al final. Nuestra baja autoestima ha sido entrenada así como nuestra mala imagen corporal. Sin embargo, esto no significa que vayamos a quedarnos quietos. Una vez entrenemos nuestro cerebro y lo organicemos, saldremos de este estado negativo.

Consejos para una imagen propia más positiva

Se ve genial

  • Mira en positivo: Cuando nos miramos la cara y el cuerpo en el espejo (o en fotos), con toda certeza nos fijaremos en los aspectos imperfectos que tengamos. Cuando te veas a ti mismo/a, intenta apreciar únicamente las cosas bonitas, las que te gustan y no quieres cambiar, y dilas en voz alta. Si estás enseñándole a alguien fotos tuyas, dilo igualmente, aunque pueda parecer que vas de sobrado/a.

  • No te centres en los detalle: No dejes que tus ojos se vayan a los detalles, ni buenos ni malos. Mira tu imagen completa. Tú no eres un montón de extremidades y partes corporales que se unen en algunos puntos, sino una persona que tiene sentimientos, belleza y que puede cambiar si quiere. Mereces ser visto/a como un todo y no como partes imperfectas que se unen a otras menos imperfectas.

  • Consciente de que tienes una oportunidad: Que vayas a comer errores en el futuro eso debes tenerlo claro. Pero recuerda que solo tú tienes la sartén por el mango, puedes decidir. Podrás ir cambiando de hábitos o rutinas para conseguir un nuevo patrón.

  • Impresiónate a ti mismo: Destaca en el trabajo, ponte fuerte en el gimnasio, adelgaza un poco, aprende nuevas habilidades, etc. No importa cuánto te vaya a costar conseguirlo, solo debes pensar en ello como una meta que debes alcanzar en tu vida. Céntrate en lo que puedes hacer, en vez de mirarlo como parte de tu entrenamiento cerebral. Proyecta positivismo

  • Experimenta con tu cuerpo: Si tienes que masturbarte, que nada ni nadie te lo impida –en la intimidad, por supuesto–. Te mereces explorar con tu cuerpo, tómate tu tiempo. Date cuenta de las curvas que componen tu cuerpo. Imagina cómo quieres que alguien a quien amas te mire con sus ojos o te imagine. Admira hasta el último centímetro de tu piel.

  • Deja de compararte con otros: Cada uno de nosotros tenemos algo que ofrecer al mundo, y la belleza de otra persona no debe eclipsar la tuya. Nunca deberías comparar una rosa con una margarita y concluir que una es más bonita que otra porque ambas son hermosas.

  • Recuerda que todos somos humanos: Incluso la persona aparentemente más perfecta tiene alguna imperfección en su vida (inseguridades, distorsión de su propia imagen, problemas emocionales, etc.). Podría parecer ingenuo imaginar que una chica con un cuerpo 10 y en forma pudiera tener inseguridades, pero lo mismo deberían pensar otras personas sobre ti. Todos somos humanos. Deprimido

  • Estás deshaciendo casi una vida, no esperes milagros mañana: Estos cambios no van a suceder de la noche a la mañana. Practica, sé paciente, ten compasión, entiende todos los pasos y sigue intentándolo. Poco a poco conseguirás proyectar esa imagen positiva que tanto ansías y olvidarás hacer juicios de valor previos cuando ves a una persona.

De esto se aprende y, si consigues todas tus metas, llegará el momento en que pienses que la gente te mira como tú los observabas a ellos antes. Sin embargo, no deberás caer en la tentación de que se te suba tanto a la cabeza, pues recuerda, todos somos seres humanos, todos nos equivocamos en la vida, nadie es perfecto, aunque todos podemos cambiar nuestra imagen frente al mundo.

Última actualización: 12 de March, 2016

JuanMi Guirado

Foto JuanMi Guirado

Performance Manager en Difoosion. Experto en marketing de afiliados, patrocinio y perfeccionamiento de medios. Ocho años de experiencia en el sector como redactor, formador y mánager de equipos. Mi perfil en LinkedIn

Mi equipo de trabajo:

Sigue leyendo