Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Diferencias entre alergia, gripe y resfriado

rinitis

¿Si estás congestionado, te pican los ojos, no tienes fiebre y los antigripales no te hacen nada? Puede que el inconveniente no sea un resfriado ni una gripe, sino una rinitis alérgica. El cambio de temporada puede ser muy difícil de atravesar, ya que hay continuos cambios de temperatura y eso puede hacer que nos enfermemos. En esta época del año, algunos cuadros de congestión nasal, muy similares a un resfriado, en realidad son rinitis alérgicas, un cuadro que no contagia, dado que no es ocasionado por un virus. Conoce las diferencias entre alergia, gripe y resfriado.

La alergia puede diferenciarse resfriado y una vez diagnosticada, es conveniente tratarla para que no afecte la calidad de vida. La rinitis alérgica es debida a una enfermedad en la que los anticuerpos, frente a diversas sustancias del medio ambiente, en vez de protegernos nos provocan trastornos del sueño, disminución del rendimiento laboral o escolar, como así también otros síntomas molestos.

Las causas más frecuentes

alergia-al-polen

En muchas ocasiones la causa de la rinitis alérgica se encuentra en los ácaros del polvo, que son unos organismos muy pequeños que habitan en el polvo de las casas y se acumulan los pisos, en los muebles y los objetos que tienen texturas que los atrapan como cortinas, tapicería de sillones, alfombras, etcétera. Otra de las causas son los hongos que pueden aparecer en las paredes por la humedad, como si también los pelos de animales alérgicos.

En ciertos casos, el causante de la rinitis alérgica es el polen de las plantas que se cultivan en el jardín, o bien, los árboles en la vía pública. Los síntomas de la rinitis pueden no aparecer durante todo el año, sino en algunas épocas, en las que el polen aparece el aire. Quienes padecen esta enfermedad, reaccionan con estornudos y congestión nasal a algunos irritantes que se presentan en el aire como el humo del cigarrillo, vapores de productos de limpieza, aerosoles perfumados o solventes.

La gripe puede provocar malestar general

Ejercicios acabar dolor cabeza

Los síntomas de la gripe son la debilidad y la fatiga, mientras que los síntomas del resfriado son los estornudos, la congestión nasal, la molestia en el pecho, el dolor de garganta y rara vez fiebre. En caso de gripe se registra fiebre elevada de 38-40° C durante 3-4 días, pérdida de apetito, fuertes dolores de cabeza y malestar general. La persona afectada por una gripe precisa tomar medicamento para bajar la fiebre y reducir la congestión, la tos y el dolor.

Otra de las diferencias entre la gripe y resfriado es la duración, ya que un enfermo de gripe puede demorar hasta dos semanas en recuperar su ritmo de vida normal, mientras que para el resfriado la recuperación es en un par de días. Los síntomas pueden mejorar con antigripales que contengan analgésicos y descongestivos en combinación con infusiones o remedios naturales, nebulizaciones y vapores.

Si sufres de rinitis alérgica, puede que el médico te recomiende antihistamínicos de segunda generación que no provocan sueño, vapores de manzanilla para aliviar la congestión, sprays nasales y en algunos casos inmunoterapia para reducir la sensibilización alérgica.

Última actualización: 23 de September, 2016

Flavia

Foto Flavia

Soy maquilladora de profesión y maestra rotisera y pizzera de corazón. Mi gran pasión es la repostería y adopté la meditación y el deporte como estilo de vida. Puedes ver mi perfil en Linkedin.

Sigue leyendo