Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

Consejos para prevenir el insomnio después de un entrenamiento

consejos-insomnio-ejercicio

Es importante tomarse el tiempo necesario para poder ejercitarse de forma regular. Esto quiere decir, que muchas personas optan por hacer un entrenamiento en las mañanas, a medio día, en la tarde e incluso por las noches, antes de dormir. Sin embargo, la incidencia de personas que se les dificulta dormir si hacen ejercicio a altas horas de la noche va en aumento. Por lo que convendría tomar en cuenta estos consejos para poder darle batalla al insomnio, sin tener que sacrificar la actividad física.

Sugerencias para dormir bien tras la actividad física

Si la noche es el momento idóneo para hacer ejercicio y no interfiere con el sueño, entonces es conveniente seguir por ese buen camino. Ahora que si es todo lo contrario, y al acostarse no se puede ni cerrar los ojos tras el entrenamiento, lo mejor es cambiar la rutina.

Al elegir un entrenamiento menos intenso podría ser una buena opción, por lo que aquellos ejercicios en intervalos de alta intensidad (HIIT) se podrían pasar a la mañana o la tarde. Por tanto, en la noche se puede llevar a cabo una rutina menos extenuante como pilates, Yoga o incluso caminar, o bien, minimizar la intensidad que se hace con regularidad. El Yoga es particularmente benéfico, ya que ayuda a relajar, reducir el estrés y, por ende, dormir mejor.

consejos-insomnio

Otra idea es intentar hacer ejercicio 3 o 4 horas antes de dormir. Un estudio ha confirmado que el ejercicio vigoroso por las noches podría mejorar el sueño y no alterarlo. Mientras que otra investigación en la que se siguió a 52 estudiantes de 19 años de edad que hacían deportes durante 90 minutos por las noches, terminaron durmiendo una hora antes de lo habitual.

También se puede ingerir una comida de recuperación ligera y rica en proteínas. Lo que va a ayudar a absorber más rápido y, por tanto, el cuerpo no trabaja demasiado en la digestión antes de dormir. Por ello es importante comer proteína de alta calidad, como la proteína de lactosuero después de la actividad física en la noche para ayudar a la recuperación muscular durante el sueño.

El baño con agua caliente o el sauna antes de acostarse puede ayudar a conciliar el sueño. El descenso abrupto de temperatura genera que el cuerpo se desactive, provocando sueño.

Solo ten en cuenta que el ejercicio trae enormes virtudes al organismo. Pero nunca debe impedir dormir mal, ya que el precio por no hacerlo puede ser muy alto. La privación de sueño tiene un efecto similar en el sistema inmunológico como enfermedades o estrés. Investigaciones señalan que, el no dormir bien puede provocar desde dolores físicos hasta diabetes, enfermedades cardíacas e incluso daño cerebral irreversible. Así que es bueno considerar estos consejos a la hora del ejercicio para dormir como bebé.

Última actualización: 9 de November, 2016

Erika

Foto Erika

Licenciada en gastronomía por profesión y cocinera experimental por vocación. Con un estilo de vida saludable y responsable que va de la alimentación sana y el entrenamiento constante. Perfil de Linkedin

Sigue leyendo