Sportadictos
Aviso legal | Cookies | Licencia | Contacto

¿Los licores digestivos son recomendables para después de una comida copiosa?

Hombre tomando caso licor

Existen licores que se han catalogado como digestivos, por lo que se les atribuye la capacidad de hacer menos pesadas las digestiones y ayudar a mejorar el proceso.

Esto se basa en el hecho del poder del alcohol sobre la estimulación de la secreción gástrica. Pero la ciencia no tiene una evidencia sobre esta creencia que demuestre la capacidad benéfica del alcohol sobre el proceso digestivo.

Licores digestivos

A pesar de la creencia de que las bebidas alcohólicas no tienen un efecto benéfico sobre la salud.

Los licores digestivos no contribuyen a una mejora de los procesos orgánicos o capacidad antioxidante. Al contrario, la ingesta de bebidas alcohólicas de forma continua podrían representar un riesgo para la salud.

El consumo de alcohol genera un estrés significativo para el hígado, órgano encargado de metabolizarlo. Incluso incrementa el riesgo a padecer cáncer de tracto intestinal.

Asimismo, al ingerir alcohol se relaciona con el desarrollo de otros tipos de cáncer fuera del tubo digestivo y enfermedades complejas.

Y aunque es una bebida que tiene su historia, debemos ser conscientes de que en ninguna de sus formas puede resultar positiva para el organismo.

Tan es así que la OMS (Organización Mundial de la Salud) lo cataloga como un alimento nocivo, por lo que debe ser tratado como tal.

Así que lo ideal es evitar su ingesta o al menos de realizarlo de manera controlada.

Negando licor

Alimentos digestivos

Si bien es cierto que el alcohol que no es bueno para el proceso digestivo, están aquellos alimentos que tienen la capacidad de mejorar las digestiones o hacerlas menos pesadas.

Dentro de los más destacados está la piña/ananá que en su composición está la enzima bromelina.

Dicha enzima se encarga de la ruptura de las proteínas y mejorar la absorción. Incluso la piña brinda un efecto diurético que minimiza la retención de líquidos.

Los alimentos ricos en agua y fibra ayudan a mejorar las digestiones.

Asimismo, aumentan el contenido de bolo fecal y estimulan el peristaltismo intestinal. Así que una gran idea para terminar las comidas, sobre todo aquellas que son copiosas, es ingerir una pieza de fruta.

En conclusión, no es buena idea introducir licores en la alimentación, ya sean digestivos o no. Al final de todo, la idea es evitar comidas copiosas y repletas de grasas, ya que podrían empeorar la salud y aumentar el riesgo a sufrir una enfermedad.

Última actualización: 18/03/2020 a las 17:03

Erika

Foto Erika

Licenciada en gastronomía por profesión y cocinera experimental por vocación. Con un estilo de vida saludable y responsable que va de la alimentación sana y el entrenamiento constante. Perfil de Linkedin

Sigue leyendo