Controla las carreras largas con estas recomendaciones

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Hombre salir a carrera

Las carreras largas siempre están presentes en los entrenamientos de running, ya sea que se corran unos cuantos km o muchos más para una gran maratón. Pero sea lo que sea va a ayudar a mejorar la energía y la resistencia aeróbica, las cuales son esenciales para el runner. Así que para dominar esas carreras largas, a continuación te muestro un par de recomendaciones para poder lograrlo.

Mente en positivo

La preparación de una carrera empieza en la mente. Es normal que uno sienta nervios ante una distancia que jamás ha recorrido. Sin embargo, esto puede ser más fácil si se prepara uno mentalmente para la distancia que hay que recorrer. Visualiza que la ruta que vas a correr, será buena y vas a terminar con mucha fuerza. Confía en tu entrenamiento y tómalo con calma. Recuerda que una mente positiva te llevará muy lejos por más duro que sea.

Regula el ritmo

Durante la carrera larga, es necesario llevar un ritmo lento para que puedas mantener todo el recorrido. Así que lo ideal es elegir un ritmo que te permita mantener una conversación. Lo importante de las carreras largas es el esfuerzo para que puedas recorrer toda la distancia. Intenta ir entre 1 minuto y 90 segundos más despacio que el ritmo que has planeado. Así que más vale haber entrenado menos del 100% y llegar a la meta bien que haber entrenado un poco a todo lo que da con el temor de no rendir al máximo.

Divide en secciones

Correr más

Una carrera larga puede ser abrumadora, por eso es mejor dividirlas en pequeñas secciones. El pensar que tienes que correr una carrera de 15 km da pánico, mejor piensa que tienes que hacer dos carreras de 7 km con un extra, o bien, tres carreras de 5 km. La combinación será aquella que mejor se acomode a tus necesidades, pero al cabo de unos días deberás reducir las pausas en la carrera conforme vayas evolucionando. También ayuda el visualizar un premio después de la carrera para superar la distancia, ya sea una comida, una salida al cine, un concierto, etcétera.

Aperitivo a la mano

Si corres más de una hora, puede que debas introducir algunas calorías en el trayecto, ya sea en forma de geles, polvos para mezclar con agua, frutos secos o masticables. Llevar algo de comida durante una carrera no es fácil y cada estómago tiene sus favoritos. Así que cada runner maneja la comida conforme le vaya mejor, por lo que habría que descubrir la tuya.

Recuperación presente

Es muy fácil saltarse este paso y olvidar la recuperación, pero si ya has recorrido mucho trayecto recuerda darle al cuerpo lo que necesita. La comida postentrenamiento deberá consistir en una combinación de grasas, proteínas y carbohidratos para asegurar la recuperación. Si hace mucho calor, es preciso ingerir más electrolitos. También puedes recurrir a un masaje de los tejidos profundos con un rodillo de espuma que va a ayudar a renovarte más rápido y prepararte para la siguiente carrera.

Así que para la siguiente competición ya no habrá nada ni nadie que te detenga para llegar a la meta de la mejor forma. Ahora bien, si ya has estado en una carrera larga no dudes en darnos algunos consejos para completar el listado.

Archivado en Carreras, Consejos, Correr, Recomendaciones, Running
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (6)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion