¿Para qué se usa la balneoterapia?

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Mujer en tina con agua

La balneoterapia (del latín balneum que quiere decir baño) es conjunto de terapias o tratamientos destinados a curar enfermedades, o bien, a conservar la salud. Aunque se considera distinta a la hidroterapia, existen varias coincidencias en sus prácticas y fundamentos. La balneoterapia se puede realizar mediante inversiones de agua caliente o fría, masajes con agua en movimiento, estimulación o relajación. Las aguas minerales de los balnearios con ciertos minerales como selenio, radio, sulfuro y sílice son absorbidos a través de la piel. También se emplean las arcillas medicinales cuya práctica recibe el nombre específico de fangoterapia.

De qué trata

La balneoterapia inició en el siglo XVIII, pero no fue hasta el siglo XIX cuando tuvo su mayor auge. Esto se debe a las deficiencias fármaco medicinales del momento, ya que la mayoría de las enfermedades sin tratamiento específico se trataban con una cura termal. Pero hoy en día, la balneoterapia se usa de forma complementaria en el tratamiento de varias patologías (renal, urinaria, digestiva, cardiovascular, reumática, neurológica, dermatológica, de infecciones, psiquiátrica, metabólica y endocrina) muchas de ellas relacionadas con la inflamación crónica.

La balneoterapia produce respuestas fisiológicas en el organismo a través de mecanismos físicos y gracias a sus propiedades biológicas y químicas de los agentes empleados en este tipo de tratamiento. Consiste en la presión hidrostática, la viscosidad, la tensión superficial del agua y la flotabilidad. La temperatura de aplicación oscila está los 38 los 42 °C.

Mujer terapia agua

Su eficacia se ha demostrado en problemas respiratorios, endocrinos, neurológicos, cutáneos, cardiovasculares y gastrointestinales. Asimismo, estudios clínicos han aprobado también sus efectos benéficos de la terapia con agua termal y lodos en pacientes problemas reumáticos como la fibromialgia, la artrosis, y la artritis. Además, sea corroborado una disminución considerable en la ingesta de analgésicos y mejoras en la función articular, el dolor y la rigidez.

Es importante señalar que las técnicas que incluyen balneoterapia carecen de efectos adversos. Motivo por el que resulta de gran ayuda en personas de edad avanzada con riesgo a desarrollar problemas que se vinculan con la multimorbilidad, es decir con dos o más enfermedades crónicas al mismo tiempo.

Dicho esto, si quieres probar su efectividad, no está por demás consultar con tu médico para considerar esta alternativa.

Archivado en Enfermedades, Técnica, Terapia
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (12)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion